11 marzo 2007

La mayor manifestación nunca jamás vista en Madrid. Más de 2.000.000 de personas contra la política antiterrorista de ZP. ESCUCHA A TU PUEBLO !!

Un presidente que llegó al poder gracias a los terroristas contrae un vínculo fáustico de por vida. Sólo los terroristas deciden cuándo saldrá del poder, y hasta cuándo les servirá desde el mismo. Este otro 11 de marzo, tres años después de aquel sangriento jueves que le hizo ganar las Elecciones contra toda evidencia, Zapatero es un presidente más débil y, por lo tanto, más peligroso para España. Un gesto de ETA, un simple comunicado, una promesa renovada de paz que reanime su proceso, su único programa político, su kit de supervivencia, sólo conseguirá precipitar la política de cesiones.

Desenmascarado incluso por sus votantes, desacreditado por la fácil y cobarde humillación de las víctimas, abominado por al menos la mitad de la nación, como ningún otro mandatario desde Fernando VII, por su ensañamiento en la traición, ¿de qué no será capaz a partir de ahora, a cambio de una prórroga otorgada por un gesto de los terroristas? Por eso, la respuesta del movimiento cívico debe ser el mantenimiento de la resistencia pacífica en la calle, y la del PP, volcarse en la batalla de las autonómicas (particularmente, en Navarra, pieza clave de la estrategia conjunta de Zapatero y ETA) y, a continuación, en el objetivo de un adelanto electoral que restituya cuanto antes a los españoles una soberanía que este presidente legal, pero ya completamente ilegítimo, ha puesto en rebajas a los terroristas.

Es indispensable que el foco de resistencia pacífica nacido en el seno del movimiento de las víctimas y galvanizado por el colosal potencial movilizador y pedagógico del primer partido político de España en número de afiliados conserve viva y lúcida su heróica impugnación moral de un presidente consumido por la debilidad y desbordado por el desafío de los enemigos de la libertad y de España.


Es clave que la llamada de Mariano Rajoy a “todos los españoles a los que les importe España” para que pongan “fin a esta situación” de crisis nacional llegue al último rincón del último hogar del país; y sólo la conmovedora conjura cívica confirmada este sábado por dos millones de personas en las calles de Madrid puede propagarla.

Por eso, lo más difícil y duro de este auténtico movimiento por la independencia nacional empieza ahora. Después del vibrante clamor de unidad en la ciudad más abierta y plural de España; después de un vendaval de banderas jamás visto y de un rescate popular del himno, convertido en símbolo de la libertad, llega el verdadero desafío: un Gobierno acorralado, más rehén que nunca de la voluntad de ETA, y, por lo tanto, más despótico y dispuesto a perpetrar más injusticias que nunca para satisfacer a los terroristas.

Ahí está nuestra España. Y es de justicia que, embargados aún por la emoción, rindamos tributo a un partido político que ha sabido servir el mandato profundo que congregaba a los dos millones de asistentes a la mayor concentración humana, nacional, democrática y pacífica de nuestra Historia. Justo es reconocer al PP que, en lo esencial, ha sabido estar al servicio de España y no servirse de ella. Justo es reseñar que, por encima de algún error de organización –la música, sobre todos- y de las inveteradas, reiteradas, patológicas vacilaciones de un discurso político más pendiente de los contrarios que de los propios, de qué dirán que de lo que se dice, el Partido Popular ha sabido estar a la altura que esta tragedia nacional nos demanda y que el amor a España nos prescribe.

Viendo a la nación en pie, como una inmensa bandera al viento de marzo, será necesario y resulta obligado hacer el análisis crítico de lo que pudo pasar y no pasó o pudo decirse y no se dijo. Pero ha sido el PP el que ha sido capaz de reunir a la Nación. Ha sido el PP el que ha prescindido de sus banderolas de partido para sumergirse en un mar de banderas nacionales. Ha sido un partido político el que, con todas sus limitaciones, ha conseguido que la nación pueda mirarse en el espejo y ver que tiene mucha vida atrás, mucha vida dentro y toda nuestra vida por delante para cumplir la difícil tarea cotidiana de la libertad. Por la Libertad, sí, y por España, más sí, justo es rendir tributo al Partido Popular. Incluso antes de votarle.

VÍDEOS de la masiva manifestación: Así lo ha contado LIBERTAD DIGITAL TV

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Cansada pero contenta, así me siento después de haber asistido a la enorme manifestación de hoy, donde he tenido la oportunidad de hablar con gente venida de todos los lugares de España, no nos conocíamos pero sabíamos que nos unía la solidaridad hacia las víctimas del terrorismo, que son tan maltratadas, insultadas, despreciadas y manipuladas por este gobierno, que esta vez se ha pasado tres pueblos, pensando que como otras veces, la gente tragaría.

Ha tenido un error de cálculo y frente esa aparente apatía en otros terrenos, una mayoría de españoles que no pertenecemos a ningún partido, sentimos una cercanía, un afecto, un respeto por todas las víctimas del terrorismo, y hoy demostramos que las decisiones sobre el múltiple asesino de Juana era la gota que ha colmado el vaso.

¡Qué alegría, qué viva estás España!

Elena Granados dijo...

¡Me siento tan orgullosa de ser española! Era una mezcla de sentimientos, de rabia por la excarcelación de Juana Chaos, de disgusto por la política antiterrorista del Gobierno, por la orfandad que sentimos muchos españoles con el Presidente de Gobierno.Pero de repente, al unirme con tanta gente venida de todas partes de España, unidos alrededor de nuestra hermosa bandera y al escuchar a D. Mariano Rajoy sentí una felicidad difícil de explicar. No estamos solos.

Quiero dar las gracias al Sr. Rajoy por sus palabras, por su firmeza, porque demostró que con las palabras se puede luchar, que no vamos a olvidar, que no nos vamos a rendir, que vamos a seguir dando la batalla día tras día. En la manifestación hubo lágrimas, sí pero fueron lágrimas de ilusión, de esperanza. Gracias Sr. Rajoy, gracias España.

Anónimo dijo...

Estoy convencido que muchos socialistas honestos también asistieron, o hubieran asistido y asimismo que se cuestionan cada v vez mas la idoneidad de la camarilla gobernante que ya no les representa y algunos dirigentes empezaran a recelar. El socialista no es un partido especialmente democrático en su funcionamiento interno, ( el que se mueve no sale en las fotos) pero sin duda algo empezará a moverse en las profundidades y empezarán a buscar repuestos que conecten mejor con su electorado.

Una vez más mi enhorabuena por la convocatoria y a repetirla, cada mes, delante de las Cortes.

Anónimo dijo...

atencion a la manipulacion de ELPAIS cambiando una noticia por otra ver PAGINA

Anónimo dijo...

Que el glorioso y noble Reino de Navarra no se deje secuestrar por el terrorismo etarra. Si por algo se caracterizó vuestro Reino, fue por el bravo y combativo espíritu de lucha. Ciudadanos navarros ¡levantaos! El próximo sábado día 17 de marzo será otra fecha en vuestra historia.

¡No a la opresión etarra!

Paco - Extremadura dijo...

El sábado estuve en la gran manifestación de Madrid, y mereció la pena, porque me sentí parte de la historia de este país. Fuimos cientos de miles de personas de todas las condiciones, de diferentes ideologías, mayores, jóvenes, niños unidos bajo una bandera de la que todo el mundo se sentía orgulloso. Cientos de miles de españoles agarrados a una esperanza roja y gualda clamando contra una injusticia que algunos llaman “razones humanitarias”. Me encontré con gente de Extremadura, Valencia, Andalucía, Cataluña y todos se sentían orgullosos de dónde venían. ¿Tú de dónde vienes?, de Badajoz me decían orgullosos sosteniendo una bandera española, ¿y tú?, yo vengo de Aragón.

Este sábado las abarrotadas calles de Madrid no sólo protestaban porque un Gobierno había claudicado ante la presión de un grupo terrorista, protestaban contra la claudicación ante las reivindicaciones nacionalistas y secesionistas, protestaban gritando “Basta ya” de negociar con ETA, basta ya de políticas de coalición con los radicalismos nacionalistas, basta ya de estatutos seudo independentistas.

El sábado estábamos cientos de miles de personas votantes del PP y del PSOE que pedíamos todas estas cosas unidos bajo una misma bandera y un mismo himno, que hacía sentirte tan aragonés como español. Vi personas de entre cuarenta y cincuenta años que soltaban la lagrimilla cuando se puso la canción de Garcha, “libertad, libertad, sin ira libertad”, canción por excelencia de la Transición que unió entonces a todos los españoles que luchaban por la libertad.

Ya es hora de volver a recuperar el espíritu de la transisción de unión de todos, de consenso y tolerancia, pero ahora los españoles ya tenemos claro quienes se han alejado de estos principios.

Juan Antonio y 5 más dijo...

Mi enhorabuena al Partido Popular. La manifestación en Madrid ha sido un éxito, un éxito de convocatoria, un éxito de asistencia, de objetividad, de prudencia, de ecuanimidad. Era reconfortante ver a la gente sana y cordial, familias enteras, gente mayor, muchos jóvenes, en fin la verdadera España salir a la calle para pedir LIBERTAD, para pedir JUSTICIA, gritando que quieren vivir en un estado de Derecho y en DEMOCRACIA.

Estoy convencido que muchos socialistas honestos también asistieron, o hubieran asistido y asimismo que se cuestionan cada v vez mas la idoneidad de la camarilla gobernante que ya no les representa y algunos dirigentes empezaran a recelar. El socialista no es un partido especialmente democrático en su funcionamiento interno, ( el que se mueve no sale en las fotos) pero sin duda algo empezará a moverse en las profundidades y empezarán a buscar repuestos que conecten mejor con su electorado.

Una vez más mi enhorabuena por la convocatoria y a repetirla, cada mes, delante de las Cortes.

Anacrusa dijo...

Me parece mentira que la gente en España siga pensando de esta forma, como muestra esta página en la que acusan a otros de mentir cuando ellos han sido los primeros. A mí tampoco me ha hecho ninguna gracia que se le concediese a de Juana Chaos esa grado leve de cárcel (que no excarcelación, por cierto), pero otras veces el PP ha tenido que ceder con ETA. A ver si la gente se entera de una vez de que con el terrorismo no hay que estar completamente separados, porque de eso se aprovechan, y Mariano Rajoy y sus secuaces se dedican a llevar la contraria en todo y a todos. A ver si la derecha algún día se da cuenta del significado de la palabra "libertad", que parece que lo han perdido aunque lo utilizan para defender sus derechos. Si tanta libertad tenéis, ¿por qué estoy segura de que esto no va a permitir el autor del blog que se publique este comentario? porque cuando un fascista pierde, su cólera se desata. A ver si dejáis de pensar en que os arrebató Zapatero el gobierno, porque no sólo fue el 11M, fue la Guerra de Iraq, fue el Prestige y los "hililloz", fue la falta de respeto que mostraron... Ahora no os quejéis de que Zapatero no os hace caso, porque menos hacía Aznar.

Vengador dijo...

Como habrás podido observar "Anacrusa" el 'fascista' autor de este blog ha permitido tu educado y moderado comentario.

La verdad que he estado apunto de no hacerlo porque no aportas nada nuevo, más de lo mismo.

En una cosa estamos deacuerdo, hay que acabar con el terrorísmo, sea el que sea pero NO a cualquier precio como está demostrando este desgobierno al cual le gusta demasiado bajarse los pantalones.

Yo particularmente sí he aceptado la derrota de las pasadas elecciones... no tengo ningún problema y además es parte de juego democrático. No que no acepto de ninguna forma es todo lo que está sucediendo después y la forma en que el PSOE MINTIÓ, MIENTE Y MENTIRÁ. Más aún cuando el que culpa de mentir, es un corrupto creador de terrorístas como fue el GAL. Sí me refiero a Rubalcabra.

Para vosotros la derrota será por vuestra bajada de pantalones frente a ETA, el incendio de Guadalajara, los soldados muertos en Afganistan, la inmigración, la presencia ridícula de ZP fuera de nuestras fronteras, ¿sigo?