09 febrero 2006

Zapatero y su 'talante' nocturno



Desde que el 'talante' se impusiera en nuestro país, las noches se han convertido en el momento del día elegido por el gobierno para ejercer el poder ejecutivo. Cualquier persona puede pasear a altas de la madrugada y encontrarse con una estatua en un camión, con el traslado de unos documentos o, por qué no, con la firma de un Estatut independentista. Yo quiero pensar que a Zapatero le gusta la noche, pero parece que actúa a esas horas por miedo y por vergüenza.

Supone un insulto para la ciudad de Salamanca que la única manera que tenga el gobierno de expoliar el Archivo Nacional sea de madrugada y con escolta policial. Todo lo que se intente ocultar no suele ser correcto y, que no le quepa dudad a nadie, que el robo de los documentos sólo es positivo para ERC.

El Archivo Nacional de la Guerra Civil de Salamanca era un extenso depósito de investigación para historiadores y periodistas sobre un período negro de la Historia de España.

Allí se pueden encontrar partidas de nacimiento de Andalucía, inventarios armamentísticos de Bilbao, nombres de muertos aragoneses, cartas de Cataluña, etc. Allí se concentraba la historia de muchos españoles. Allí los investigadores acudían a estudiar. En cambio, gracias a un rédito electoral del presidente Zapatero, todos los que busquen saber más sobre la Guerra Civil tendrán que marchar ciudad por ciudad recopilando fuentes expoliadas por la sin razón del talante nocturno.

Pero, lo peor de todo es la mentira de Caldera y de Málaga. Cuando estaban en el gobierno de Salamanca, reiteraron su negativa de expoliar el archivo. Convocaron manifestaciones e incluso, en la campaña electoral, Caldera prometió que no se movería ni un solo papel del Archivo. Estamos entendiendo el valor de las promesas del PSOE, que sólo se cumplen si tienen un claro carácter pro-catalán e independentista.

El Archivo a Carod-Maragall no les importa, pero saben que un órgano cultural que nos unía a todos los españoles ha desaparecido.
Así, poco a poco, limando el Estado de Derecho, conseguirán desmembrar nuestro pacto constitucional de 1978.

La desolación de los salmantinos puede dar paso a la esperanza por la actuación judicial. Nuestros jueces están demostrando independencia absoluta. Si ZP dice sí al congreso ETARRA, el poder judicial dice NO. Si ZP roba en el Archivo de Salamanca, los jueces paralizan el expolio. ¿Cómo se debe sentir Zapatero, si todas sus intenciones se chocan ante la justicia? ¿Por qué todo lo que hace Zapatero es anti-constitucional y denunciable ante la justicia?

Hay que reflexionar hacia donde nos lleva este des-gobierno. Aunque, mientras actúen por la noche y no nos enteremos... Por cierto, en mi último viaje a Cataluña, compré un plato en Gerona. Pido encarecidamente a la Generalitat que la noche que vengan a robarme el plato, pues es perteneciente a Cataluña, que avisen antes, para dejar las puertas abiertas y así no despertarme.

No hay comentarios: